¿Qué comen los personajes de tus novelas favoritas?

Categoría: Noticias por el June 18, 2014

La comida en la literatura están muy relacionadas. En muchas novelas los personajes están comiendo todo el rato y en otras la comida tiene un papel primordial.
Durante los banquetes que suceden en las distintas novelas suelen ocurrir muchas cosas, como por ejemplo en el banquete de boda de Canción de hielo y fuego.

Y luego están artistas, como Dinah Fried, que fusionan literatura, arte y comida.

Dinah Fried es una fotógrafa que cocina platos icónicos de obras literarias y luego los fotografía, por supuesto con una estética que respeta el espíritu de los libros retratados. Puede hacer las magdalenas de Proust o, por ejemplo, los sándwiches que comían en Los hombres que no amaban a las mujeres. Lleva haciéndolo desde 2012, cuando sus fotos se convirtieron en la sensación de internet, y ahora se han convertido en material para un libro.

La autora acaba de publicar Fictitious Dishes: An Album of Literature’s Most Memorable Meals,  en el que recrea y retrata algunas de las comidas más populares de la literatura europea y norteamericana.

 

dina_fried_01

Alicia en el país de las maravillas de Lewis Carrol:  el famoso té

“-Toma un poco de vino – la animó la Liebre de Marzo. Alicia miró por toda la mesa, pero allí sólo había té.”

A Confederacy of Dunces by John Kennedy Toole, 1980

La conjura de los necios, de John Kennedy Toole: como no, perrito caliente y coca-cola

“Deteniéndose antes del garaje estrecho, olfateó el humo del Paraíso con gran placer sensorial, los pelos que sobresalían de su nariz analizaban, catalogaban, categorizaban y clasificaban los distintos olores del hot dog, la mostaza y el lubricante.”

dina_fried_02

El Guardián entre el centeno, de J.D Sallinger: Sándwich de queso suizo y leche malteada.

“Cuando estoy en algún lugar, por lo general simplemente como un sándwich de queso suizo y una malteada. No es mucho, pero te dan un montón de vitaminas en la leche”.

Fear and Loathing in Las Vegas by Hunter S. Thompson, 1971

Miedo y Asco en las Vegas, de Hunter S. Thompson: Pomelos y tequila.

“‘Malditos honkies son todos iguales.” Para entonces ya había abierto una nueva botella de tequila y fue bebiéndola … Él cortó el pomelo en cuartos … y luego en octavos … después dieciseisavos … después empezó a cortar sin rumbo en el resto.”

To Kill a Mockingbird by Harper Lee, 1960

Matar a un ruiseñor, de Lee Harper; un delicioso desayuno

‘Santo Dios vivo, Calpurnia, ¿qué es todo esto?’, Atticus tenía la mirada fija en plato de desayuno.
‘El papá de Tom Robinson le ha enviado ese pollo esta mañana. Yo lo he guisado.’
‘Dile que me siento orgulloso al recibirlo; apuesto a que ni en la Casa Blanca desayunan con pollo.’”

The Great Gatsby by F. Scott Fitzgerald, 1925

El Gran Gatsby, de F. Scott Fitzgerald; en uno de sus abundantes banquetes

“Los jamones curados se amontonaban junto a ensaladas de arlequinados dibujos, tocinitos de pastelería y pavos de un atractivo color dorado, que se sucedían en las mesas de buffet adornadas con relucientes tentempiés.”

heidi

Heidi, de Johanna Spyri : Tostadas con queso y leche

“La tetera pronto comenzó a hervir, y mientras tanto el anciano colocó un gran trozo de queso sobre un tenedor de hierro sobre el fuego, dándole vueltas y vueltas hasta que tuvo un bonito color amarillo dorado a cada lado. Heidi vio todo lo que estaba pasando con ávida curiosidad”.

Fuente: Ficticious Dishes

Puntúa esta entrada

Tags: , ,

Sobre el autor ()

Comments are closed.